Cómo elegir hipoteca: las preguntas que debes hacerte a ti mismo

dl_a00705547_005_0.jpg
Todo lo que necesitas saber sobre hipotecas antes de solicitarla / Gtres
8 abril 2019, Redacción

Antes de obtener una hipoteca, es muy importante considerar todas las opciones detenidamente y saber exactamente a qué te estás comprometiendo. Veamos algunas preguntas específicas que debes hacer antes de tomar la decisión final, como se aconseja en la guía del Banco de Italia sobre préstamos hipotecarios para la compra de una casa "Comprare casa - Il mutuo in parole semplici".

¿Qué es una hipoteca?

En primer lugar, debes tener claro que el préstamo hipotecario es un préstamo a medio/largo plazo, que generalmente dura de 5 a 30 años. El cliente suele recibir el importe íntegro en un solo pago y lo amortiza a lo largo del tiempo en cuotas mensuales, que son de la misma cantidad todos los meses o que pueden variar en función de las tarifas del mercado. Las hipotecas se utilizan para comprar, construir o renovar una propiedad, normalmente una casa o piso.

Preguntas que debes hacer antes de obtener una hipoteca

¿Pueden concederme una hipoteca?

Cualquier persona puede solicitar una hipoteca, siempre y cuando pueda demostrar que tiene los recursos para pagar la cantidad prestada. Por eso, el banco o el intermediario tendrán que evaluar tu solvencia y comprobar si eres capaz de pagar el préstamo.

¿Cuánto puedo pedir?

En general, la cantidad de dinero que un intermediario te prestará se basa en el valor de la propiedad que quieres comprar. Comúnmente, una hipoteca es alrededor del 80% del valor de la propiedad establecido sobre la base de un informe de un experto independiente, así como tu evaluación de crédito.

A veces los bancos pueden conceder préstamos de más del 80% del valor de la propiedad, pero en estos casos requieren más garantías de seguridad y a menudo aplican condiciones menos favorables para el cliente.

¿Cuánto me puedo permitir pagar cada mes?

Antes de solicitar una hipoteca, tienes que evaluar cuidadosamente los ingresos que tienes (y especialmente los que esperas tener en el futuro) y determinar cuánto puedes pagar mensualmente después de deducir los gastos normales. Como regla general, los pagos de la hipoteca no deberían exceder un tercio de los ingresos disponibles, y la mayoría de los expertos recomiendan reservar el 28% de los ingresos mensuales para los pagos de un préstamo hipotecario. De este modo, podrás hacer frente a tus gastos actuales, a los imprevistos que puedan surgir en el futuro y a las posibles reducciones de ingresos causadas, por ejemplo, por enfermedad, accidente o despido.

¿Cuánto me cuesta la hipoteca?

El componente principal del coste son los intereses, que son la remuneración del préstamo concedido y dependen también de la duración del préstamo. Además de los intereses, existen otros gastos, todos ellos indicados en la Ficha General de Información, en la que se detallan las principales características del producto, que se puede consultar en la entidad crediticia y en su página web. Además, existen gastos de notaría e impuestos a la hora de tener en cuenta la planificación de los gastos totales, pero sólo se pagan una vez, en el momento de la firma del contrato de compraventa de la vivienda.

¿Qué duración de contrato de préstamo me conviene más?

La duración del préstamo, acordada entre el cliente y el intermediario y definida en el contrato, es uno de los principales factores que determinan el importe de las cuotas mensuales de la hipoteca. La cuota consiste en el principal más los intereses.

Con la misma cantidad de financiación y tipo de interés, cuanto más corto sea el plazo, más altas serán las cuotas, pero más baja será la cantidad debida por intereses; cuanto más largo sea el plazo, más alta será la cantidad debida por intereses, pero más bajas serán las cuotas.

Vemos un ejemplo:

Tomemos un préstamo de 150 mil euros, con una tasa fija del 2,1%. Si la duración es de 20 años, la cuota mensual es de 766 euros y el total de los intereses pagados es de 34 mil euros. Si la duración es de 40 años, la cuota mensual es menor (462 euros), pero el total de los intereses pagados es mayor (72 mil euros).

Todo esto sirve para demostrar que debes hacer todos los cálculos con mucho cuidado y sopesar todas tus opciones antes de firmar cualquier acuerdo hipotecario. Con el simulador de hipotecas de idealista podrás calcular las cuotas mensuales.

¿Preparado para encontrar la casa de tus sueños?

¿Preparado para encontrar la casa de tus sueños?

Encuentra casas en venta y alquileres de larga duración en idealista